Beneficios del yoga ¡en el sexo!

sexo
sexo

El yoga y sus efectos en el sexo son muchos. Esta disciplina permite a tu cuerpo mejorar su movilidad y elasticidad además, puede aliviar tensiones, calmar tu mente y hacer que te relajes, lo que puede ser muy beneficioso al momento de tener relaciones sexuales. 

Por eso, te daremos algunas recomendaciones de cómo puedes usar algunas posturas de yoga para tener un esplendido encuentro hot junto a tu pareja.

El yoga y sus efectos en el sexo

POSTURA DEL GATO

El yoga y sus efectos en el sexo

 

Esta postura es ideal para los amantes del doggy style, además te permite estirar la espalda, el cuello y el torso y evitar dolores o incomodidad, no te cansarás tanto y podrás relajarte con gusto. Esta posición sirve para cualquier escenario y lugar solo debes ponerte de rodillas colocandolas verticalmente por debajo de las caderas,  muñecas, hombros y codos deben estar en una línea y perpendicular al suelo.

Publicidad

PINZA DE PIE SEPARADA

Es perfecta para lograr una penetración profunda. La mayor parte de tu energía recae en las manos mientras la sangre circula y los músculos de tus piernas se estiran. Apuntando tu cadera hacia arriba ponla en práctica junto a tu pareja.

Prasarita-Padottanasana

POSTURA DEL CANGURO EXTENDIDO

Perfecta si deseas tener una experiencia de pie, aunque tu pareja necesitará de mucho equilibrio, aunque también será valida para los juego preliminares, pon firmemente la pierna izquierda en el suelo y levanta el pie derecho. Dobla la rodilla izquierda y con la mano derecha sujeta el dedo gordo del pie derecho. Ahora estira lentamente la pierna derecha hacia un lado. Apoya el brazo izquierdo en tu pareja o a un costado para estabilizarte. Puedes hacerla con la pierna hacia atrás o a un lado.

yoga

POSTURA DEL ARADO

Levanta las piernas 90º y llévalas por encima del pecho y la cara. Estirándolas por encima de la cabeza hasta que tus dedos toquen el suelo. Apoya los brazos y las palmas de las manos en el suelo y déjense llevar por la pasión.

Publicidad

Postura del arado

POSTURA DEL CONEJO

Similar a la del niño, solo debes relajas los hombros y posar las manos sobre los muslos. Elevando tu trasero e inclinándote hacia delante hasta que tu frente descanse sobre el suelo. Mantén los muslos verticales. Al terminar permanece en esta posición unos minutos y levántate lentamente.

img_2253-2

Para mayor información visita Eme de Mujer Venezuela