Básicos para mantener tus alimentos frescos por más tiempo

Amamos comer alimentos frescos como recién cortados o traídos de una granja, sin embargo, son poco comunes así que debemos encontrar una forma de preservarlos sin perder sus propiedades. Para ayudarnos a mantener la frescura de nuestras frutas, vegetales guisados y carnes, nuestros amigos de Eastman Chemical Company nos dieron algunos consejos prácticos que podemos aplicar.

Conocer la temperatura de tu refrigerador es la clave porque sabrás dónde colocar cada tipo de comida para conservarla por más tiempo: la carne y el pescado al fondo en la parte más fría; los vegetales en los cajones indicados en el refrigerador y los guisados en la parte media, donde es menos frío.

Si tienes trozos de manzana sobrantes, sumérgelos en gaseosa de jengibre antes de ponerlos en un recipiente así no se oxidarán.

Publicidad

Para mantener la frescura de las frutas delicadas como fresas y frambuesas, sumérgelos en agua con vinagre antes de secarlas bien y refrigerarlas.

Zanahorias, apio y otras verduras crujientes pueden ser lavadas, partidas y puestas en contenedores con un poco de agua antes de guardarlas. Así podrás comerlas como snacks cuando quieras.

El Departamento de Agricultura de Estados Unidos sugiere congelar la comida rápidamente para prevenir el crecimiento de bacterias ya que, al alcanzar una temperatura tan baja, se previene la multiplicación de bacterias.

Para guardar todo tipo de comida busca recipientes hechos con el copoliéster  que provee transparencia cristalina, resistencia química y también resistencia a impacto. Es duradero y reciclable además de no retener olores, sabores o manchas, manteniendo tus contenedores como nuevos por más tiempo.

Publicidad

Fotos: Archivo Eme de Mujer