Mejora la intimidad con tu pareja con estos tips

Desde el 2010, cada 4 de septiembre se celebra el “Día Mundial de la Salud Sexual” y el 6 de septiembre el “Día Mundial del Sexo” y aunque pareciera que estamos en una sociedad avanzada en temas de sexualidad, aún hay mucho que lograr y creencias que cambiar.

¿Cuántas veces has escuchado comentarios o expresiones como las siguientes?

“Las fantasías sexuales son para viciosos, adictos o perversos”
“En el sexo, lo importante es el rendimiento”
“La mujer normal no necesita estimulación para alcanzar un orgasmo” o “Una falla en la erección indica el comienzo de la impotencia”.

Seguramente alguna vez, y aunque todas son ideas falsas están muy arraigadas en la sociedad, lo cual deja de lado el concepto de sexualidad como aspecto central para el desarrollo del ser humano.

Publicidad

La importancia de aprender sobre estos temas radica en que los mayores conflictos en cuanto a la sexualidad nacen debido a que se trata como un tema tabú, en donde confiamos, seguimos y adoptamos en nuestra vida lo que se cataloga como “malo o bueno“.

“Toda esta carga cultural y social que se nos ha inculcado, genera confusión, inseguridades e insatisfacción sexual y es que aún en la actualidad hablar de sexo para muchas personas resulta difícil, por lo que prefieren dejar de lado el tema y a creer que la sexualidad no es importante, lo cual, es un grave obstáculo que imposibilita el desarrollo de cualquier ser humano”, explica la Dra. Nilda Chiaraviglio, psicoterapeuta especialista en relaciones de pareja y diversidad sexual.

De acuerdo a la investigación titulada Declining Sexual Activity and Desire in Men- Finding from representative German Surveys, publicada por The Journal of Sexual Medicine, se estableció que la ausencia de deseo sexual subió del 8% al 13% del 2005 al 2016 y aunque estos datos no nos deben de alarmar, si es importante analizar las posibles causas y buscar soluciones para vivir una sexualidad en plenitud.

Por lo anterior, la especialista en relaciones de parejas, explica algunas de las acciones que se pueden emprender para vivir en plenitud la sexualidad y fomentar la salud sexual:

Publicidad

Habla con tu pareja: hablar de sexo entre parejas para muchos puede resultar complicado, por diversos factores y limitaciones, pero conversar sobre este tema con tu pareja es muy importante para mantener o desarrollar la solidez de la relación, la Dra. Chiaraviglio recomienda incluir cuando hablen de este tema el siguiente tipo de preguntas, ya que les ayudarán a conocerse y a buscar soluciones que los hagan sentirse a gusto:

1. ¿La calidad del deseo erótico, de la excitación, el gozo, el placer, los orgasmos y la declinación son de la satisfacción de ambos?

2. Cuando surge alguna incomodidad durante la relación sexual ¿se la comunican?

3. Cuando el deseo erótico baja en alguno de los dos ¿qué hacen?

4. ¿Saben lo que le gusta e incómoda al otro durante la relación sexual?

• Construyan un modelo de sexualidad a la medida: existen muchos modelos de sexualidad y todos son válidos, investiguen cuáles existen y creen un modelo en el que los dos se sientan a gusto con su sexualidad, deben contemplar los principios de su realidad y que los acuerdos sean satisfactorios para ambos, recuerden que estos acuerdos pueden cambiar conforme pasa el tiempo, ya que los seres humanos estamos en constante transformación. No se guíen solo por lo que otros viven, cada pareja estructura de una manera única e irrepetible su interacción al compartir la vida diaria, sus placeres, su intimidad, su sensualidad y sexualidad.

Recordemos que para tener una vida sexual satisfactoria (la cual es esencial para una buena salud mental) “es necesario informarse científicamente cómo estamos construidos, cómo funcionamos mental, física y psicológicamente, reconstruir las ideas y creencias populares cargadas de culpas y tabúes y volver a elegir de qué manera y con qué calidad queremos vivir nuestra sexualidad”, finaliza la Dra. Nilda Chiaraviglio.

Fotos: Archivo Eme de Mujer

Tags from the story
, ,