6 eventos importantes que impactarán tu peso

cumpleaños
cumpleaños

No es por ser aguafiestas, pero la vida está prácticamente diseñada para hacerte subir de peso. Entre bebés y el metabolismo lento, la locura NUNCA se detiene. Pero si estás preparada para lo que se viene, el impacto podría ser menos importante.

  1. Cumpliste 30 años: De ahora en adelante quemarás 5 calorías menos al día. Si ya tienes unos kilitos de más, quemarás grasa lentamente a partir de ese décimo tercer aniversario. Lo que puedes hacer es, por supuesto, ir al gimnasio y, en lugar de optar por cardio, empezar a hacer entrenamiento de fuerza. Lo recomendable es 20 minutos de fuerza al día y, si es posible, 25 de ejercicio aeróbico como complemento.
  2. Te mudaste con tu pareja: Vivir juntos te hará feliz y será un paso muy importante en su relación, pero cambiará tu estilo de vida ¡por completo! Si él es vegano, tu peso no se verá muy afectado, pero si le ENCANTA cocinar y pedir comida rápida, estás en riesgo. Su mejor opción es ir por la despensa juntos y planear sus comidas. No será fácil, pero será súper importante que pongan atención a lo que comen ahora, o después será demasiado tarde.
  3. Un bebé: A falta de tiempo, pedir comida rápida. En esta etapa de tu vida, es súper importante que tomas mejores decisiones alimentarias, no sólo por ti, sino también para tu bebé. No dejes que tu hijo dicte lo que comas, consúltalo con un especialista y asegúrate de darle lo que NECESITA, no lo que quiere.
  4. Vacaciones: Puedes subir hasta más de 3 kilos en unas vacaciones. Y está bien que te relajes y te dejes ir, pero hacer tanto daño a tu cuerpo en tan POCO tiempo no es bueno, ahora, ni nunca. Yo te recomiendo bajarle al alcohol un poco y planear bien tus comidas. ¡Ojo! No estoy diciendo que hagas dieta, pero que sí le eches un ojo a lo que consumes. Créeme, tu cuerpo y tu bolsillo me lo agradecerán.
  5. ¡Te promovieron! Malas noticias, las personas que trabajan más de 40 horas al día tienen un 8% más de probabilidades de ser obesos. El trabajo de oficina es malo, y no sólo por sedentario, sino porque no es, para nada, motivante. No será nada fácil, pero es recomendable que tomes probióticos, te muevas (una vez cada hora), tomas mucha AGUA y planees tus comidas.
  6. Te corrieron: Acabas de perder tu salario y, como resultado, podrías empezar a subir de peso. El estrés y la tristeza te harán comer de más, dormir menos y hacer menos ejercicio. Estos casos no son fáciles, pero en lugar de enfocarte en tu empleo, ¡ve por tu salud!

comer

Foto: Archivo Eme de Mujer

Puedes encontrarme en Twitter como @AndyBouchot 😉

Publicidad

Escrito por
Más de Andrea Bouchot