Hábitos en tu vida diaria que provocan acné

El acné es una de las peores cosas del mundo: granitos, espinillas, barritos, imperfecciones… es difícil verse y SENTIRSE bien con ellos. Y aunque busques productos y productos de belleza para deshacerte de ellos, la verdad es que te estás saltando el primer paso: encontrar la raíz del problema.

  • Cosméticos saturados de químicos: No todos los productos de maquillaje son buenos para cualquier tipo de piel. Algunos tienen colores artificiales, aceites minerales y otros químicos que podrían irritar la piel y propiciar el desarrollo de acné. Si es tu caso, podrías darle una oportunidad a los productos herbales y orgánicos.
  • Saltarte tu crema humectante: Sin importar qué tipo de piel tengas, es importante humectarla. Sin una hidratación correcta, tu piel podría irritarse y lastimarse, y las bacterias podrán desarrollarse y acumularse.
  • El uso del celular: Cada vez que acercas tu celular a tu rostro, lo estás exponiendo a la suciedad de tus manos y una gran cantidad de bacterias y polvo. Si has notado que tu acné resalta en la parte de los cachetes, los cuales tienen contacto con el ceular, es porque necesitas ser más higiénica con tu dispositivo.
  • Estrés: Cuando estás estresada, tus niveles hormonales se alteran, lo cual no sólo afecta tu periodo menstrual, sino que también tu peso y acné. Lo único que tienes que hacer es relajarte, bajarle al drama y reducir todo el estrés que puedas.
  • Ropa sucia: ¿Te gusta reciclar tu ropa durante la semana? Pues esto no sólo podría afectar tu higiene personal, sino que también el estado de tu piel. La ropa sucia, especialmente la pijama, acumula una gran variedad de bacterias, las cuales podrían empeorar tu acné o propiciarlo. Es importante que, además de lavar tu ropa a menudo, también limpies cualquier accesorio (como la toalla) que tenga un constante contacto con tu piel.
  • Perfume: El uso de perfumes sobre la piel puede causar irritación y acné. Por eso es súper importante que la fragancia no tenga contacto alguno con tu rostro y lo apliques directamente al cuello y los puntos de presión solamente.
  • Bronceado: La exposición al sol seca la piel y la maltrata. Si esto es constante, la piel producirá más aceite para contrarrestar el efecto del sol, así que podrían aparecerse más barritos o alterar el balance de la piel. Sin mencionar que la exposición al sol incrementa el riesgo de tener cáncer de piel y desarrollar arrugas y líneas de expresión prematuras.

Foto: Archivo Eme de Mujer

Tags from the story
, , , , , ,
Escrito por
Más de Andrea Bouchot

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *