Cómo bajar de peso, aún con un trabajo de escritorio

escritorio

Estar en un escritorio por 10 horas puede acarrear serios problemas a la salud y peso. Además del sedentarismo, están los antojos, la falta de ejercicio, la mala postura y el sueño. Es obvio que un trabajo así sería estresante y dañino.

Y a menos que estés dispuesta a activarte más en tu trabajo, tendrás que buscar actividades en otro lugar. Lo bueno es que no necesitas mucho, sólo un poquito de voluntad extra.

escritorio

  • Dale prioridad a 30 minutos de ejercicio: No sé qué tengas que hacer o qué cambios implementar, pero tienes que darle prioridad a 30 minutos de ejercicio 5 días a la semana. Si tienes que bajarle al chisme o a las redes sociales, hazlo, tu salud es mucho MÁS importante. Y si no puedes saltarte tus capítulos de Netflix, haz ejercicio mientras miras la televisión.
  • Toma las escaleras: Ya sé que NADIE quiere usar las escaleras, pero si estás a unos kilos de llegar a tu talla perfecta, sería bueno que te saltaras el elevador. Y si te la pasas sentada TODO el día, le vendría bien a tus pompas un poco de tonificación.
  • Dile adiós a la maquinita: Convierte a tu escritorio en una maquinita expendidora de botanas saludables. En lugar de irte a comprar café y unas galletas, compra almendras, manzanas, y frutos secos para tener algo qué picotear si te da hambre en la oficina.
  • Toma agua: Mínimo deberías tomar 2 litros de agua al día. Si mantienes una botella de agua en tu escritorio, siempre tendrás una fuente de energía a tu alcance. Así no sólo evitas deshidratación, sino también fatiga, hambre y antojos. Y como plus, te darán ganas de ir al baño, así que te levantarás de ese escritorio y activarás tus piernas.
  • Snacks de proteína: Cuando tengas un antojo, combina un poco de fruta con proteína. Esto no sólo te ayuda a fortalecer músculo, sino que también es de lenta digestión así que te dejará saciada por mucho más tiempo. Esta proteína puede ser: nueces, mantequilla de cacahuate o incluso un huevo hervido.
  • Tráete un lunch: Aunque caminar hacia la maquinita sea bueno, esas papitas traen más calorías que las que necesita tu cuerpo. En lugar de comprar, empaca algo que te haga sentir bien y te llene lo suficiente.
  • Párate frente a tu escritorio: Hay investigaciones que demuestran que sólo quemas 9 calorías por hora al estar parada que sentada, pero también hay que resaltar que estar de pie mejor los niveles de azúcar en la sangre, lo cual es buenísimo para tu salud (y peso).

jSw9f

Foto: Archivo Eme de Mujer

Publicidad

Puedes encontrarme en Twitter como @AndyBouchot 😉