Cómo ponerse un condón para máxima protección (y placer)

Seguro crees que has dominado el arte de poner un condón después de haber visto tantos tutoriales al respecto, pero cuando uno trata de hacerlo en la vida real, las cosas pueden complicarse.

Nunca está de más que alguien nos explique cómo hacerlo nuevamente. Según Planned Parenthood, los condones sólo tienen el 82% de efectividad cuando le agregamos el error humano (pero es 98% efectivo si se usa correctamente), así que no sólo tienes que usar el condón de forma correcta para que funcione, sino que es el único método anticonceptivo que previene embarazos y la transmisión de ETS. 

Primero que nada, debo recalcar que a la hora de hablar de condones, me refiero al condón masculino, un método anticonceptivo de barrera hecho de látex (típicamente) y que se coloca en el pene. Ahora sí… empecemos 😉

Checa la fecha de expiración

Aunque los condones duran muchísimo tiempo, según Planned Parenthood, es buena idea tomar en cuenta su caducidad. Aunque lo hayas comprado hace poco, deberías poner atención a su fecha de expiración, así como el estado físico del empaque. Si el condón ya caducó, tíralo a basura y compra uno nuevo. ¿Para qué arriesgarse?

Publicidad

Cuida tus condones

La fecha de expiración definitivamente es importante, pero también debes aprender a cuidarlos del medio ambiente. Lo más recomendable es almacenarlos en un lugar con temperatura ambiente y alejarlos de cosas filosas.

Puedes guardar tus condones en un cajón o en una mesa. También puedes transportarlos en una bolsa, siempre y cuando los mantengas alejado de las llaves o cualquier otra cosa que pueda romperlos. Cargarlos en los bolsillos o billeteras es válido, siempre y cuando sea por periodos corto de tiempo, pues el calor corporal puede dañar el látex a largo plazo.

Ábrelo con cuidado

Para evitar que se rompa el condón al abrir el empaque, tienes que desenvolverlo con cuidado, utilizando los dedos para abrirlo suavemente. No uses algo afilado como los dientes, porque podrías desgarrarlo accidentalmente.

Claro, puede parecer sexy en el momento, pero desenvolver un condón con la boca puede hacer que tú o tu pareja muerdan involuntariamente el látex y rasguen el condón. Y no es NADA sexy que se rompa durante el sexo.

Asegúrate de que no esté al revés

Antes de poner el condón, asegúrate de que no esté al revés. Cuando un condón está del lado correcto, debe verse como un sombrero. Según Planeed Parenthood, está bien desenrollarlo un poco para estar completamente seguros.

Publicidad

Si lo has desenrollado por completo sobre el miembro de tu pareja o un dildo y has notado que está al revés, no lo desenrolles de nuevo y lo reuses. Tira el condón y utiliza uno nuevo.

Aprieta la punta

Después de desenrollar el condón, cuando estés a punto de colocarlo en el pene o dildo, aprieta la punta del condón con el pulgar o índice. Si la punta es fácilmente accesible, sabrás que el condón no está al revés.

Este movimiento es especialmente importante cuando se usan los condones, ya que deja espacio para el semen una vez que tu pareja eyacule.

Coloca el condón el a cabeza del pene

Cuando estés apretando la punta del condón, colócalo sobre la cabeza del pene u objeto fálico que esté a punto de usarse para la penetración.

Desenrolla el condón

Mientras usas una mano para mantener la punta en su lugar, desenrolla el condón hasta la base del pene. Si tienes las manos frías, trata de calentarlas antes de ponerlas sobre su zona más sensible.

Que no te dé miedo usar lubricante

Algunos condones vienen pre-lubricados, pero debido a que la sequedad puede hacer que el condón se rompa, nunca está de más utilizar un lubricante compatible con el látex si necesitas humedad adicional.

Puedes colocar un poco de lubricante dentro de la punta del condón antes de enrollarlo o sobre el condón una vez puesto.

Disfrútalo

Ahora que has puesto correctamente el condón, puedes disfrutarlo. Si algo no se siente bien o si el condón se rompe (ellos casi siempre pueden sentirlo), pídele a tu pareja que se ponga uno nuevo.

Si el condón se rompió y hubo un intercambio de semen y/o fluidos corporales, puedes ir a la farmacia, comprar una pastilla de emergencia y programar una cita para detección de ETS.

Sin embargo, si se coloca el condón correctamente y no se rompe, especialmente si lo usas con otro método de anticoncepción como el DIU o las pastillas, no hay razones para preocuparse.

Retira el condón con cuidado

Especialmente si hay semen de por medio, ten mucho cuidado al quitar el condón. Cuando haya terminado tu pareja, sostén la base del condón mientras se retira. Haz un nudo con el condón (para no derramar el semen) y tíralo a la basura.

Lo ideal es que él se quite el condón cuando siga un poco erecto, pues así es más fácil de desenrollar y evitar un derrame de fluidos. Y, por supuesto, NUNCA reutilicen un condón.

Por: Andy Bouchot

Foto: Archivo Eme de Mujer

Escrito por
Más de Andrea Bouchot