Cómo hablar de sexo con tu pareja

Lo he dicho toda la vida y lo seguiré diciendo por muchos años más: la comunicación es CLAVE para una relación exitosa. Y aunque seas de esas personas a las que les gusta hablar, a veces tocar el tema del sexo NO es tan fácil como parece.

Nada es más difícil de superar que el miedo al rechazo, ridículo o repulsión. Y tomando en cuenta que nuestra sociedad nos ha hecho creer que tener sexo por placer NO es aceptable… hablar sobre el tema cada vez es más difícil de hacer.

Muchas personas no quieren hablar de sus fantasías sexuales porque creen que su pareja podría sentirse horrorizada. Mientras que hay otros que se sienten intimidados sobre el tema del sexo en general. Y aunque todos tenemos nuestros miedos alrededor de la comunicación sexual… la realidad es que SIEMPRE será y ha sido súper importante.

Ver más: 5 cosas de las que me arrepiento después de mi separación

Confía en tu pareja

El miedo a ser juzgado es difícil de superar. ¡No seas tímida! La confianza, respeto y una mente abierta deben ser las bases de tu relación, así que no deberías de tener miedo de ser juzgada por tu pareja. Si puedes confiar en que no te juzgará en otros aspectos de tu vida, es seguro que no lo hará en el sexo.

Publicidad
Acércate con curiosidad del sexo

Una sencilla forma de introducir el tema es argumentando curiosidad. Puedes decir algo como: “Me da curiosidad nuestra vida sexual… y si hay algo que nos está faltando o que deberíamos probar.” Si le echas la culpa a tu curiosidad, evitarás que tu pareja se ponga a la defensiva. Y si reacciona con curiosidad, tendrán la oportunidad de compartir sus preferencias y deseos.

El lugar correcto

Trata de hacerlo lo más casual posible: mientras van al mercado, en el carro o durante sus paseos nocturnos. De esta forma nadie se sentirá presionado de responder de cierta manera. Si abordas el tema durante el sexo, la presión podría incomodar a ambos.

Haz una lista para compartir tus fantasías

Compartir tus fantasías y deseos es la mejor forma de mantener viva la llama de la pasión. Seguro tendrás mucho mejor sexo si descubres lo que tu pareja quiere y lo que no.

Repito: La comunicación saludable es clave para mantener una vida romántica y sexual sana. Los celos y la inseguridad pueden emerger si no nos comunicamos apropiadamente.

Publicidad
Sé positiva

Hablar de fantasías sexuales NO es la única forma de abordar el tema del sexo. Si no puedes llegar al orgasmo con tu pareja, es importante hablar al respecto. Si quieres abrir la conversación, no lo hagas con un reclamo o una queja. No te enfoques en lo que está haciendo mal, sino en lo que quieres.

Como regla básica, los cumplidos NUNCA fallan para discutir un tema sensible. Puedes empezar con algo como: “Me encanta cómo me tocas… si lo haces más seguido, seguro llegaré al orgasmo más rápido.” Trata de ofrecer soluciones y siempre sé positiva.

Dense permiso de compartir sin prejuicios

Si expresas abiertamente lo que quieres probar en la cama, es importante hacerle saber a tu pareja que puede (y debería) hacer lo mismo. Si ambos quieren comunicarse mejor, deberían darse permiso de poder compartir sin prejuicios.

Abrirse sexualmente es un proceso, y a veces no sucede de la noche a la mañana. Pero siempre y cuando hables y actúes, seguro te verás recompensada.

Foto: Archivo Eme de Mujer

Escrito por
Más de Andrea Bouchot