¿Cuál es la diferencia entre el poliamor y una relación abierta?

Estar en una relación abierta es casi lo mismo que el poliamor, ¿no?

Aunque los 2 comparten características similares, en realidad son MUY diferentes. Una relación abierta es cuando una o 2 personas tienen el deseo de tener relaciones sexuales fuera de la relación, y el poliamor se refiere a tener relaciones amorosas e íntimas con múltiples personas.

Tanto las relaciones abiertas como el poliamor son formas consensuadas de poligamia y, técnicamente, el poliamor puede ser un tipo de relación abierta.

¿Buscas más amor o más sexo?

Una relación abierta típicamente empieza cuando tu pareja quiere tener sexo con alguien más, aunque al mismo tiempo quiere permanecer a tu lado. Ambos podrían tener diferentes parejas sexuales, sin la intención de involucrar sus sentimientos. En el poliamor, el punto es enamorarse de diferentes personas a la vez.

En teoría, el poliamor es una relación abierta porque involucra a más de 2 personas. Pero no toda poli-relación busca agregar a más personas en la dinámica.

Publicidad

¿Qué límites estás buscando?

En una relación abierta, las personas pueden hablar con su pareja primaria sobre sus relaciones externas. Y pueden tener encuentros sexuales juntos, como los swingers.

En el poliamor, tiende a haber más intercambio entre parejas sobre otras relaciones ya que hay emociones involucradas. Un poli-grupo puede pasar tiempo juntos cómodamente. Por ejemplo, ambos pueden salir con la misma persona o tener una relación tipo trío, lo cual no suele ocurrir en relaciones abiertas.

¿Te gustaría intentarlo?

Si la monogamia es muy restrictiva para ti y buscas flexibilidad, ambas opciones pueden funcionarte.

Las relaciones abiertas tienden a enfocarse en tener sexo fuera de la relación, pero conservar una relación estable y emocional como su prioridad.

Publicidad

La clave está en la comunicación. En algunos casos, uno quiere probar algo nuevo, y el otro tiene miedo de hacerlo. El chiste es ser honestos con sus necesidades y deseos, así como los límites. Las parejas más felices, independientemente de su situación sentimental, son aquellas que están en la misma página que el otro.

Foto: Archivo Eme de Mujer

Escrito por
Más de Andrea Bouchot