Este tipo de dietas ¡son malas para tu corazón!